Tarta Oreo sin horno

Qué tentación!! Una tarta Oreo sin horno increíblemente rica y fácil de hacer. No hay excusas para no hacer esta exquisita tarta, lleva pocos ingredientes, son fáciles de conseguir, no necesitas electrodomésticos, ni siquiera prender el horno!! 

Ingredientes

Para la base de la tarta

  • 300 g de Galletitas Oreo Clásicas
  • 100 g de manteca fundida

Para el relleno

  • 200 g de crema o nata para montar
  • 200 g de chocolate negro (tipo Nestlé Postres, Águila)
  • 50 g de manteca
  • 70 g de leche condensada

Para la decoración de la tarta

  • 5 Galletas Oreo partidas por la mitad
  • 1/2 taza de chocolate picado grueso o pepitas

Preparación

  • En primer lugar, triturar las galletitas, si tienen procesadora, perfecto, sino lo puedes hacer colocando las galletitas en una bolsita y molerlas con un palo de amasar. Si te gusta que la base de la tarta quede bien crujiente, quitarles el relleno. Yo coloco el relleno de la mitad de galletitas, entonces la base no queda ni muy crujiente ni muy húmeda.
  • Derretir la manteca en el microondas (o en una ollita o sartén sobre la hornalla) y mezclar con las galletitas molidas hasta que quede una pasta homogénea.
  • Untar un molde de tarta con manteca o rocío vegetal para facilitar el desmoldado. Aunque es mejor, más lindo y más práctico, hacer la tarta directamente en un lindo molde para llevar a la mesa sin desmoldar. Pero, si te gusta sin molde, sugiero colocar un papel manteca en la base de la tartera y que el molde sea desmontable.
  • Extender la preparación de galletitas y manteca en el molde (en la base y los laterales) y presionar con una cuchara para que quede bien firme. Llevar a la heladera toda la noche o al freezer media hora.

Preparación del relleno

  • Colocar la crema o nata en una ollita a fuego lento hasta que hierva. Remover poco a poco y cuando hierva, apagar el fuego e  incorporar el chocolate troceado, la leche condensada y la manteca. Mezclar muy bien hasta integrar todos los ingredientes.

Armado de la tarta Oreo

  • Retirar la base de la tarta de la heladera y rellenar con la crema de chocolate y dejar reposar unos minutos.
  • Decorar la superficie con las galletitas partidas a la mitad y las pepitas de chocolate.
  • Llevar a la heladera un par de horas antes de consumir.

Es demasiado rica para esperar hasta el fin de semana, no te parece??

Hasta la próxima! ♥

Fuente: food.blogs.elle

 

Deja un comentario